Saltar al contenido

Cómo hackear Instagram

Seguramente estés pensando cómo hackear Instagram o alguna vez lo hayas pensado, sobre todo porque probablemente desees espiar las conversaciones de algún amigo o incluso de tu pareja, alguien cercano, familiar, etc. Sin embargo, debemos decirte que esto no es algo que deba hacerse.

En éste sitio no enseñamos a hackear cuentas de ningún tipo de plataforma, pero sí mencionamos las técnicas más utilizadas, e incluso mencionamos algunos detalles de las mismas, por lo que cualquier lector del sitio bien podría profundizar sobre ellas y ponerlas en práctica. Lo cierto es que quien desee hackear una cuenta de Instagram realmente, pondrá todo su esfuerzo en ello, por lo que, quienes deseamos evitarlo, tendremos que concentrarnos en mejorar la seguridad de nuestras cuentas en los distintos servicios y por supuesto, hacer un uso correcto de la tecnología.

¿Por qué querrían hackear Instagram?

Muchas personas tienen la necesidad de espiar a sus seres más cercanos, esto posiblemente se deba a inseguridades propias de la persona que pueden -por distintas razones- derivar en sospechas de engaños por parte de su pareja, infidelidades, etc. O bien porque sencillamente desean descubrir alguna intimidad de alguien, existen personas que gustan de alguien en particular y desean saber qué posibilidades tienen, y en lugar de confesar sus sentimientos prefieren intentar espiar sus conversaciones para conocer sus posibilidades.

Invadir la privacidad de cualquier persona está mal, y no hay argumento válido para hacerlo. En el único caso donde realmente es interesante y útil tener un control sobre la actividad en Internet es cuando los padres están educando y formando a sus hijos más pequeños en el uso de la red de redes, ya que existe una gran cantidad de personas mal intencionadas que buscan abusar de la inocencia de los menores.

Las técnicas más empleadas para hackear cuentas de Instagram

Existe una gran cantidad de técnicas actualmente que permiten a los atacantes vulnerar la seguridad de las cuentas de Instagram de las personas, las técnicas que se suelen emplear básicamente consisten en engañar al usuario con el fin de robar sus datos sin que estos se percaten.

Clonando la web de Instagram

Sí, es posible clonar la web de Instagram, por ejemplo, un atacante podría adquirir el dominio “instgram.com” (sin la primera “a”), contratar un hosting económico y allí montar una página con la interfaz idéntica al sitio web, algo que pueden hacer usando las herramientas que ofrecen para desarrolladores web los distintos navegadores o incluso copiando el código fuente que cualquier persona que desee puede visualizar, donde se encontrarán sin ningún tipo de encriptación, de forma pública, los estilos de la página, permitiendo imitarla al 100% con muy pocos conocimientos.

Una vez que la ha clonado estéticamente, simplemente programan con unas pocas líneas el formulario de inicio de sesión con la finalidad de que aquello que se introduzca en esos campos sea enviado a su propia base de datos una vez pulsado el botón de “Iniciar sesión“, además, para dar naturalidad al asunto, muchos atacantes hacen que tras pulsar el botón se los envíe a la página oficial de instagram, provocando que la persona no se percate que ha sido víctima de un ataque y simplemente piense que ha introducido su contraseña de forma equivocada.

Tras clonar y programar la web para robar las contraseñas, los atacantes se dedican simplemente a difundirla a sus posibles víctimas, escogiendo no solo personas puntualmente, sino también enviando emails que emulan ser de Instagram (siguiendo con el ejemplo), y tratando de cazar víctimas desprevenidas, por lo cual lo hacen de forma masiva a miles y miles de personas, considerando tasas bajas de éxito, siempre existirán personas que accederán al sitio. La clave está en saber reconocer cuándo un sitio no es el oficial, cuándo se trata de un ataque.

Espiando el SmartPhone de la víctima

Cuando los atacantes tienen acceso al dispositivo móvil es cuando pueden hacer estragos, debemos tener mucho cuidado con quiénes son capaces de usar nuestro terminal, ya que pueden instalar cualquier aplicación que deseen y ocultarla sin dejar rastro, más aún si el SmartPhone ha sido rooteado.

Con eso en mente, debes saber que existen ciertas aplicaciones, como es el caso de Spyzie, una herramienta para dispositivos móviles que esta desarrollada específicamente para espiar a quien está utilizando el móvil, esta herramienta permite rastrear cada paso que da la persona (literalmente, por medio de geolocalización GPS), también puedes saber todos los contactos que tiene, visualizar los mensajes, tanto los enviados como los recibidos, ¡hasta permite sacar capturas de pantalla!.

La técnica de espiar el SmartPhone consiste básicamente en instalar y ocultar aplicaciones como Spyzie, y una vez hecho esto el atacante accede con su cuenta al panel de control web que ofrecen este tipo de herramientas para visualizar toda la actividad, este ataque es muy grave, ya que los usuarios son vulnerados en su privacidad por completo, porque el atacante no solo puede ver su actividad y hackear su Instagram, sino también todas sus demás redes sociales (WhatsApp, Facebook, Twitter, etc), así como sus correos electrónicos y demás.

Cómo protegerte de quien quiere hackear tu Instagram

Si bien existen muchas formas de hackear la cuenta de alguien, lo cierto es que existen mecanismos para asegurarnos de que nadie pueda acceder a nuestra cuenta, salvo que se deba de algún error o falla de seguridad de los propios servidores de la red social, algo bastante improbable, y que en caso de suceder sería caótico -ha sucedido y se ha reestablecido las contraseñas de todos los usuarios en otras redes sociales-.

Lo que podemos hacer es contar con contraseñas seguras, esto es primordial, ya que lo primero que intenta alguien cuando desea hackear una cuenta es adivinar el password, para esto se dedican a acceder a toda la información pública existente sobre nosotros, es decir, nombres de personas, parejas, números telefónicos, fechas de nacimiento, etc. Tu password debe ser algo que nadie pueda conocer, difícil de adivinar, evitando usar contraseñas como 12345678, o cualquier variación de la misma.

Tu contraseña tendría que tener mayúsculas, minúsculas, números y símbolos especiales para ser segura, en una longitud de al menos, nueve caracteres, pero también es vital que seamos capaces de recordarla, porque sino, no tendrá sentido alguno y tendremos que estar creando contraseñas constantemente.

Otro consejo que puedo darte es que no prestes tu SmartPhone a personas desconocidas, y tampoco es obligación que lo hagas con tu pareja, aunque esto dependerá del vínculo que mantengan, de todas formas si decides hacerlo y prestar tu terminal a otras personas, es importante que lleves un control de las aplicaciones instaladas de forma habitual, de este modo te asegurarás de que nadie esté espiando tu actividad a cada momento.

Para finalizar, si decides acceder desde un sitio web a Instagram asegúrate de que sea el oficial, para esto debes corroborar que el dominio sea el correspondiente, además, en caso de recibir correos electrónicos siempre tienes que verificar el nombre del remitente, si sospechas de algún correo siempre puedes buscar en Google o consultar en foros si cierta dirección de email es o no confiable. No solo eso, sino que cuando detectes un sitio web clonado que te ha enviado un email deberías reportarlo desde las opciones de tu servicio de email para provocar que el mismo sea baneado por el sistema y así contribuir a que este tipo de ataques sean mitigados.